Instituto Caro y Cuervo Aulas virtuales SAB Alec interactivo Biblioteca digital Bitácoras Catálogo Biblioteca R. Sacconi Diccionario electrónico Sáliba Emisora virtual CyC Radio Mapa de Lenguas Portal infantil Portal Lenguas de Colombia Revista Lenguas en contacto y Bilingüismo Spanish in Colombia
Usted se encuentra aquí:
Inicio | Lenguas indígenas
Preservación y mantenimiento de lenguas en peligro de extinción: cuatro acercamientos
Por: Marcela Hernández
Etiquetas: lenguas en peligro, patrimonio inmaterial

Reseña de: URIBE JONGBLOED, Enrique M.A. (2007) Endangered languages: Heritage of humanity in dire need of protection, four approaches which support their preservation and maintenance. Lenguas en peligro: una herencia de la humanidad en gran necesidad de protección, cuatro acercamientos para apoyar su preservación y mantenimiento. Folios, Bogotá, N. 26, Dec. 2007.

 

Una lengua es considerada en peligro cuando los hablantes están disminuyendo su uso rápidamente y la generación más joven no usa la lengua de manera activa.
Enrique Uribe en su artículo, describe cuatro aproximaciones que apoyan las acciones en favor de la preservación y mantenimiento de las lenguas.


• Perspectiva estética:

Los sonidos específicos de cada lengua, así como los elementos paralingüísticos, hacen que la forma como tal sea una característica única de cada una. En las lenguas habladas, los movimientos de la lengua, combinado con los movimientos de los labios y la inhalación o exhalación de aire, producen una variedad de sonidos. En la lengua de señas se incluyen tipos de comunicación no verbal, como gestos, mímica, los ruidos producidos con las manos o los pies. Estas características le imprimen un sello particular a cada lengua.
Sin embargo, la forma de cada lengua podría mantenerse con diferentes registros como pieza de museo. Por lo que esta perspectiva por sí sola, es insuficiente para salvaguardar una lengua.

 

• El valor lingüístico de la lengua:

Entre más lenguas se puedan estudiar y comparar mejores resultados se obtendrán de investigaciones lingüísticas o de áreas del conocimiento interesadas en el estudio del lenguaje.
Hay lenguas que comparten ciertas estructuras gramaticales o sintácticas por proceder de una misma raíz, otras tienen estructuras únicas debido al aislamiento por diferentes factores. Estas agrupaciones se pueden realizar gracias al análisis de información variada y extensa por lo que sería imposible seguir en este camino investigativo si se van extinguiendo las lenguas.
La documentación es otra de las claves para preservar las lenguas, pero para que arroje conclusiones relevantes exige una inmersión y participación al interior de la comunidad.
Las lenguas que tienen pocos hablantes tienen prioridad en el estudio sobre las lenguas que son más vitales. Incluso para comprender desde el interior el proceso que atraviesan.
Pero bajo esta única perspectiva, promover el mantenimiento de una lengua podría caer en resolver exclusivamente la necesidad de obtener documentación sin exigir el contacto con los hablantes, ni la sobrevivencia de esta. 

 

  

• El conocimiento contenido en la lengua:

El bagaje cultural que se encuentra contenido, referido y señalado en la lengua se pierde cuando se pierde la lengua, porque cada lengua está profundamente conectada con el medio en el que se desarrolla.
La importancia de esta aproximación es que el saber local insertado en la lengua es indispensable para preservar ese ambiente específico. De otra manera se desconocería el conocimiento empírico que se ha desarrollado gracias a la experiencia vital en ese entorno determinado.

 

La información necesaria para desenvolverse y para conservar el entorno pasa de generación en generación a través del idioma, el cual se va renovando acorde a la experiencia, sirviendo de mapa a la población local.

 

Esta aproximación permite sustentar el mantenimiento de una lengua en dos sentidos pues al preservar el idioma se preserva el ambiente y este a su vez se nutre de la experiencia de habitar ese ambiente. Aunque tiene la desventaja de que el objetivo principal sigue siendo canalizar la información y no mantener vivo el idioma. El cual desde este punto de vista sería un efecto secundario.

 

• La lengua como un derecho primordial del patrimonio

Declaración Universal de los Derechos Humanos (ONU, 1948) ratificada en 1976: “En los Estados en que existan minorías étnicas, religiosas o lingüísticas, las personas que pertenezcan a dichas minorías no serán privados del derecho, en común con los demás miembros de su grupo, a tener su propia vida cultural, a profesar y practicar su propia religión, ya emplear su propio idioma "(ONU, 1976).
El ser humano tiene el derecho de usar y pasar a las nuevas generaciones las lenguas que han sido heredadas por sus ancestros. Como cualquier otro derecho inalienable, la lengua hace parte del patrimonio y es así una de las más valiosas posesiones de un grupo o de una cultura. La lengua es un medio de transmisión de la tradición cultural, su pérdida perjudica la identidad del grupo. Cuando una lengua muere el mundo pierde una colección única de sonidos, estructuras y datos que no volverán a existir.


El autor concluye afirmando que todavía hay posibilidades de salvaguardar el patrimonio lingüístico del mundo. Las aproximaciones descritas argumentan esta necesidad desde distintos enfoques: preservación del tesoro estético del lenguaje, preservación del conocimiento lingüístico inherente a las lenguas, preservación del ambiente y del saber local embebido en la lengua y preservación de las lenguas como una parte esencial del derecho a la conservación del patrimonio.
Las lenguas son recipientes de las prácticas diarias que pasan de generación en generación convirtiéndose en el espejo de una cultura. La pérdida de una lengua implica la pérdida de uno de nuestras más maravillosas creaciones.

Enlaces relacionados:

Artículo en Folios




Compartir este contenido en las redes sociales
Sitios relacionados
Haga parte de nuestra comunidad, suscríbase a nuestro boletín
para estar enterado.............
Ir Arriba